Psicología infanto-juvenil

¿Sientes impotencia por no saber cómo ayudar a tu hija/o?

Nadie te prepara para la carrera más difícil de tu vida: la maternidad y paternidad.

La crianza es una de las etapas vitales más complicadas. Está llena de dudas y de  cambios continuos que te exigen una constante adaptación. Esto, sumado a la rutina del día a día, puede terminar resultando agotador y muy complicado.  La falta de apoyo, conciliación y herramientas puede generar que se den alguno de los problemas infantiles más comunes.

Mi objetivo es que tu hija/o restablezca de nuevo su equilibrio y su forma de funcionar en la que disfrute de un buen bienestar físico y emocional. Os propongo un trabajo en equipo para apoyaros, ayudaros y fortaleceros como familia.

¡Te invito a mi Terapia Flexible!

Debéis acudir a terapia si detectas…

Problemas del comportamiento

Rabietas, agresividad, celos, falta de control, impulsividad, hiperactividad y/o falta de atención o incapacidad para respetar las normas son los más comunes.

Inseguridad

La inseguridad puede generarles problemas a la hora de relacionarse con otras personas, miedos infantiles, timidez o bloqueos emocionales, entre otros.

Problemas emocionales

Sienten emociones y a menudo, les faltan herramientas para saber cómo expresarlas, afrontarlas y gestionarlas.

Dificultades escolares

Puede ser que el bajo rendimiento escolar sea el resultado de un trastorno del aprendizaje o tenga que ver más con el entorno social y/o escolar.

Problemas del sueño o con la comida

Hay que averiguar qué hay debajo de esos comportamientos y ofrecer unas normas y una rutina respetuosas pero dirigidas por vosotros.

Acoso escolar

Es un tipo de violencia física y/o verbal y emocional que hay que controlar y erradicar sabiendo cómo reparar las secuelas que provoca tanto en la persona que lo recibe como en la que lo lleva a cabo.

Beneficios
en vuestro día a día

Mejora su bienestar emocional, seguridad y confianza

Promover su autonomía y hacer uso de un estilo educativo democrático (disciplina positiva, límites con respeto y con cariño) les aporta mucha seguridad, calma y sentido de la responsabilidad.

Mejora la relación con tu hija/o

Deja de preocuparte y empieza a ocuparte. Con unas pautas sencillas, comprenderás mejor qué le está ocurriendo y cómo le puedes apoyar y ayudar.

Mejora su futuro y tu bienestar familiar

Invertir en su salud emocional y en vuestro bienestar familiar le asegura una base sólida para que llegue a ser la persona sana y emocionalmente estable que tú deseas. Con todo tu apoyo y cariño, le estás dando el mejor ejemplo de qué puede hacer si vuelve a tener un problema.

Mi filosofía

La Terapia
Flexible

Cada niña/o es un mundo y yo, simplemente, me adapto. Tú decides qué necesita mejorar y yo, como terapeuta, os acompaño en ese proceso. Por eso mi forma de hacer terapia es flexible y mi objetivo es que las personas encuentren su propio equilibrio y su forma de funcionar en la que disfruten de bienestar físico y emocional.

Tú eliges cómo os puedo ayudar,  yo me adapto a vuestras necesidades y ritmos. ¡Os invito a mi Terapia Flexible!

#1  Adaptación

Entiendo que cada persona es un mundo y, por tanto, adapto las intervenciones a vuestras necesidades y vuestros ritmos.

#2  Equilibrio

Os ayudo a encontrar tu forma de funcionar de manera saludable a largo plazo, es decir, tu equilibrio y estabilidad.

#3 Enfoques

Hago uso de varios enfoques: el humanista, la inteligencia emocional, la terapia familiar sistémica, la disciplina positiva y la teoría del apego.

#4 Equipo

Constituiremos un tándem para trabajar codo con codo y mejorar las situaciones que producen malestares o desequilibrios.

#5 Comprensión

Escucho, comprendo, valido y acepto a la personas con las que me relaciono. Sin juicios.

#6 Respeto

Os acompaño desde el respeto y el cariño, con disponibilidad, cercanía y honestidad.

#7 Fortalezas

Valoro como útil todo lo que habéis vivido para ayudaros a desarrollar y potenciar las fortalezas y la capacidad de hacer frente a los problemas.

#8 Aprendizaje

La información es poder. Averiguamos qué te ocurre y cuál podría ser el origen. Cuanto más os conocéis, mejor podéis detectar y satisfacer vuestras necesidades y las de los demás.

Puedes hacer consultas online

Puedes hacer consultas online

Puedes hacer consultas online

Puedes hacer consultas online

Puedes hacer consultas online

Testimonios

Lo que dicen cuando prueban la terapia infanto-juvenil

E. G

Acudimos a Sara porque nuestra hija no sabía relacionarse con sus amigas en el colegio y esto le hacía sufrir mucho e incluso no querer ir. Cada día era una lucha y ya no sabíamos qué más hacer. Desde las primeras sesiones hubieron cambios muy buenos en el comportamiento de nuestra hija. Trabajamos todos juntos como equipo y como familia. Sara nos iba dando pautas y nosotros ayudábamos a nuestra hija día a día, ofreciéndole apoyo y seguridad emocional. No dudaremos en volver si volvemos a necesitar algo para ella o para nosotros. Muchas gracias

S. E

Nuestro hijo sufría acoso escolar desde hacía meses y no tuvimos apoyo por parte del colegio. Nos vimos indefensos y abandonados ante esta terrible situación que nos hacía sufrir mucho a todos. Nos recomendaron que consultáramos con Sara y desde el principio nos supo entender y acompañar. Nos pusimos en acción rápidamente y con su apoyo, conseguimos involucrar al colegio y nuestro hijo fue sacando todas las experiencias negativas de esos meses, ganando seguridad y confianza en sí mismo y nosotros, herramientas para poderle apoyar desde casa. Estamos muy muy agradecidos a todo el cariño y apoyo que nos dió. Nos mejoró mucho la calidad de vida como familia.

A. C

Sara es una psicóloga con la que da gusto poder interactuar. Sin duda una gran ayuda para cualquier persona que se encuentre en un mal momento. Estoy orgullosa de mi paso por tu consulta y de mi evolución tan positiva en estos momentos de mi adolescencia.

Soy Sara Benlloch

Psicóloga General Sanitaria

Como profesional, vivo enamorada de mi trabajo, tanto de sus retos como de las satisfacciones que me produce el ver avances.  Para mí es un honor enorme tener la oportunidad de trabajar con personas como tú y tu hija/o, que confiáis en mí para mejorar vuestra calidad de vida.

Es tu salud es tu futuro

Invierte en ti

Ofrezco la posibilidad de servicio a domicilio en Valencia
*Precios reducidos para casos especiales

 

Online

55€

/hora

Bono 4 sesiones / 1 hora

200 eur. (50 eur./ sesión)

Bono 8 sesiones / 1 hora

360 eur. (45 eur./ sesión)

Presencial

60€

/hora

Bono 4 sesiones / 1 hora /

220 eur. (55 eur./ sesión)

Bono 8 sesiones / 1 hora

400 eur. (50 eur./ sesión)

Primera consulta gratuita

Primera consulta gratuita

Primera consulta gratuita

Primera consulta gratuita

Primera consulta gratuita

Estas son las dudas más frecuentes

¿Cuándo es recomendable hacer terapia infanto-juvenil?

La crianza es muy complicada, y luego llega la adolescencia. Si has observado un cambio en el comportamiento de tu hija/o y sientes preocupación e impotencia por no saber si es normal, qué le ocurre o cómo puedes ayudarle, lo mejor es que consultes. Cada vez es más frecuente recurrir a apoyo profesional para superar una situación que genera malestar y que se vive como un problema para la persona y/o para su entorno. Son muchos los motivos, cada persona es un mundo y todos son igual de válidos.

¿He de esperar a que ya haya un problema para hacer terapia?

No, en absoluto. Muchos comportamientos en la infancia pueden ser normales, pero, si no se gestionan bien y a tiempo, pueden acabar siendo problemas para la niña/o y su entorno.  No es bueno esperar a tener ya un problema y cuanto antes se atienda más sencillo será de superarlo.

¿Terapia infanto-juvenil significa que sólo es para mi hija/o?

No. En el caso de niñas/os y adolescentes, los padres sois parte esencial del proceso de mejora puesto que todavía dependen emocionalmente de vosotros y hay mucha conexión familiar.

¿Qué frecuencia es recomendable a la hora de hacer terapia?

Yo suelo recomendar frecuencia semanal al principio (aunque siempre dependiendo del caso), con el fin de generar el vínculo terapeuta/paciente lo antes posible. Una vez comenzamos a observar mejoría, yo soy la primera que os anima a ir espaciando las visitas poco a poco, para potenciar vuestra autonomía y sensación de control. Esto no significa que os quedéis sin mi apoyo esos días, al revés, podéis contar conmigo en cualquier momento.

¿Qué ocurre si necesitamos apoyo entre las sesiones?

Que lo tenéis, sin duda. Mi disponibilidad es básica para que sintáis mi apoyo al 100%. Soy una persona cercana y siempre os invito a mantener el contacto y la comunicación dentro y fuera de la sesión.

¿Cuál es la duración de la terapia?

Cada persona viene con motivos y ritmos diferentes, por eso es difícil hacer un buen pronóstico. Según el caso, he podido ver muy buenos avances incluso en 4-6 sesiones. En el caso de la terapia infanto-juvenil, con unas pautas concretas y algunos cambios en el contexto, suele haber mucha mejoría puesto que se adaptan muy rápido a los nuevos cambios.

Háblame

Y te contestaré lo antes posible.